Oración undécimo día de Cuaresma

por | 24/02/2018

Hoy es 24 de febrero de 2018. La lectura nos invita a contemplar constantemente las maravillas del amor incondicional de Dios por nosotros y a vivir y descubrir tal y como expresaría San Agustín que «La medida del amor es amar sin medida«.

Mt 5, 43-48

Habéis oído que se dijo: Amarás a tu prójimo y odiarás a tu enemigo. Pues yo os digo: Amad a vuestros enemigos, rezad por los que os persiguen. Así seréis hijos de vuestro Padre del cielo, que hace salir su sol sobre malos y buenos y hace llover sobre justos e injustos. Si amáis sólo a los que os aman, ¿qué premio merecéis? También hacen lo mismo los recaudadores. Si saludáis sólo a vuestros hermanos, ¿qué hacéis de extraordinario? También hacen lo mismo los paganos. Sed, pues, perfectos como vuestro Padre del cielo es perfecto.

Palabra de Dios


TEXTO DOCTRINA SOCIAL DE LA IGLESIA

La doctrina social traza los caminos que hay que recorrer para edificar una sociedad reconciliada y armonizada en la justicia y en el amor, que anticipa en la historia, de modo incipiente y prefigurado, los «nuevos cielos y nueva tierra, en los que habite la justicia» (2 P 3,13).

 

REFLEXIÓN PERSONAL

Están aquéllos que aspiran a vivir de forma tranquila entre gente decente y corriente. ¡Jesús nos llama a algo diferente! Si hemos de ser luz para el mundo y sal para los demás, necesitamos entonces estar vivos y entregar vida.

El amar a tus enemigos está entre los preceptos más desafiantes enseñados por Jesús. Un amor que es todo un abrazo indiscriminado e inclusivo. Modelando nuestro amor en el amor del Padre, es la manera de ser perfecta/o. ¿Quiero yo vivir y amar como él?…

 

 

ORACIÓN FINAL
Aquí estoy, Señor, quiero estar contigo, que llenes mi corazón de tu amor, de tu bondad. Tú conoces mi alma, sabes cuánto me cuesta salir de mí mismo y amar de verdad. Por eso, vengo a ti, que eres la fuente de amor, para que acercándome a ti, mi corazón y mi vida ardan en tu amor.

 

Un pensamiento en “Oración undécimo día de Cuaresma

  1. Inocêncio Francisco Sipoia

    La invitacion de Jesus solamente es posible para los que Han asumido de verdad su vida cristiana. Lo extraordinario está en hecho de utilizar la NOVIOLENCIA para resolver la VIOLENCIA.

    Responder

Responder a Inocêncio Francisco Sipoia Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.